Page 39 - Microsoft Word - Ordenanza de Presidios de 1807

Basic HTML Version

Página 39 de 47 
Comandantes, para elegir los mas conducentes, y beneficiosos, atendiendo a lo que 
expresan los Articulos siguientes.  
12º.‐
Habrá una costurería, en la que siempre se remendará, y coserá la ropa del Presidio a 
la que se podrán aplicar muchas manos inútiles para otros trabajos. Un ramo de esta Oficina 
será el lavar la ropa, y desinfeccionarla de insectos, ó de contagio. Este Taller preciso, 
tomará extension, quando pueda cortar, y coser, no solo la ropa del Presidio, sino vestuarios 
de Regimientos.  
13º.‐
 Asi mismo se establecerán Talleres de herreria, cerrageria, carpinteria, torneria, y 
zapatería, en los que tendrán lugar quantas manos haya en los Presidios poco aptas para 
trabajos duros, y en que ademas los jovenes viciosos, y mal entretenidos, por no tener oficio 
lo aprenderán, se acostumbrarán al trabajo, y serán con el tiempo menestrales utiles.  
14º.‐
 El incremento, perfeccion, y beneficio de estos Talleres, serán obras del tiempo, de la 
inteligencia, y zelo de los Comandantes, y de los maestros que tengan. La experiencia del 
Presidio de Cádiz há manifestado á que punto de perfeccion pueden llegar, pues se trabaja 
en él con igual delicadeza, y primor que en las Oficinas de mas reputacion, y existen 
Almacenes de los efectos allí trabajados.  
15º.‐
 En los Presidios marítimos se aplicarán con utilidad los desterrados a quanto 
pertenece al arte de la cordelería como espadar, y rastriñar el cañamo, hilarlo, hacer cuerdas 
y maromas de todas magnitudes, y gruesos, y si hubiese proporcion cayles.  
16º.‐
 Un accesorio de estos trabajos del cañamo sera el de hacer alpargatas, y desacar 
filastica para venderla, ó hilarla despues de reducirla a estopa.  
17º.‐
 La adquisición de buenos maestros, y las proporciones que presenten la sitacion local y 
fondos del Presidio, daran margen para establecer Talleres para trabajar al menos el 
vestuario de los Presidiarios, y lienzos para sus Hospitales.  
18º.‐
 Finalmente en los Presidios establecidos en los Pueblos donde haya fabricas, se 
podrán establecer Talleres en que los Confinados trabajen en algunos ramos de ellas en que 
se pueda llevar exacta cuenta y razón de lo que se recive y entrega; como de desvastar, y 
aserrar maderas, cardar, é hilar lana blanquear telas, y otros.